miércoles, 27 de agosto de 2008

Arañas

Desde el techo miraban con atención
Enredadas en si
aun podían darle tela
a “esa” perversa.
Descansadas
cansadas y con mala postura
de haber pisado el fuego
y hacer la tierra,
se detuvieron a ver su obra
viviente
que las sostiene.

Únicas

Con manos de rubí,
Ojos de sal
Nariz de azúcar
Con los pies hechos dolor
Hartas en vida
Al dolor matándolo a besos

Canto y libertad



canela gavril

1 comentario:

Ragdolls dijo...

que belleza! Se puede un poco mas de Canela???

Vir.-